El domingo, Robles venció 4 a 1 a San Antonio en un encuentro correspondiente a la segunda fecha del Campeonato Clausura 2022.

Si bien es cierto que el torneo recién comienza, este era un partido muy valioso en la lucha por clasificar entre los seis primeros y el elenco de la Ruta 8 lo ganó con absoluta amplitud.

Robles, que en el primer semestre llegó hasta las semifinales, reforzó su plantel con la incorporación de jugadores de buen nivel (Eduardo Sánchez, Emanuel Perea, Julián Zarza, Elías Ferreyra, Matías Vidal y sobre todo nuestro viejo conocido Juan Vallejo) y demostró que otra vez será un rival muy complicado para cualquiera.

Durante la primera etapa, el cuadro que dirige Cristián Furio tuvo el viento (que soplaba fuerte) a su favor, pero Robles fue mucho más que ese fortuito factor climático que se puso de su lado porque jugó un fútbol dinámico, intenso, prolijo, profundo y cuando hizo falta mostró una interesante cuota de pragmatismo para armar una línea de cuatro zagueros que le diera solidez a su retaguardia y así asegurar la victoria con punzantes contragolpes.

En esos cuarenta y cinco minutos iniciales el conjunto rojo y amarillo manejó la pelota con limpieza a partir del oficio de Sánchez (un volante central que viene de jugar en la Liga de Escobar) y de la movilidad de Santiago Cerisola que aseguraban la primera puntada de la maniobra para después descargar el juego hacia las bandas, por donde transitaban Perea y el inquieto Ferreira, para el retroceso del santiagueño Vallejo, para las diagonales que trazaba Joel Machuca (que ocupó una posición indefinida, a media agua pero difícil de controlar) y para el escurridizo  Antonio Sosa, que picaba constantemente entre los zagueros de San Antonio. Justamente Sosa anotó el tanto de apertura a los 20m y Perea (ex Capilla) estiró la cuenta a los 44.

Más allá de lo que hizo su inspirado contrincante, San Antonio fue acumulando problemas: a los 7’ se retiró lesionado Agustín Saulino (lo reemplazó Diego Pollier que aportó su velocidad e hizo el gol del descuento) y a los 21’ se lesionó Jorge Galeano (lo sustituyó el voluntarioso Tomás Nievas) lo que obligó a Enzo Canali a retocar permanentemente la estructura de su equipo que no ofreció el mismo rendimiento colectivo que recibió tantos elogios ante San Patricio porque esta vez el albiceleste tuvo dudas en defensa, casi no tuvo consistencia en la disputa del mediocampo, dependió casi exclusivamente de su amor propio y de algunas acciones individuales para alentar cierta expectativa de pelear el resultado.

Hubo un pasaje corto de la contienda, el principio del complemento, donde San Antonio se entusiasmó. Los ingresos de Leo Domancich y Juan Oscariz le otorgaron más vitalidad al combate en la zona central. Pollier descontó al minuto. Pedro Cairo se ubicó más arriba, como tercer delantero y Luis Ramírez se perdió el 2 a 2 con un disparo potente y cruzado que pasó cerca del palo derecho del arco que da espaldas a la calle Fitte, pero a los 6m Machuca marcó el 3 a 1 con un golazo y mató las pocas ilusiones del club de la avenida Güiraldes de conseguir la igualdad.

En ese segundo tiempo, Robles retrocedió y se acomodó cerca de su buen arquero Adrián Hund.  Julián Zarza (otro ex Capilla) ingresó por el lesionado Ignacio Cossini y con Perea de lateral derecho reforzó su defensa con cuatro zagueros para afirmar la resistencia ante los tumultuosos embates de San Antonio, que a esa altura había colocado otro delantero como Leonardo Cairo para jugarse todas las fichas en alguna envestida fervorosa. Pero a pesar de esta actitud un poco más conservadora, nunca resignó el contragolpe con los piques de Sosa (convirtió el 4 a 1 a los 42’) y con la velocidad de Lautaro Braggio (que entró por Machuca) para liquidar el pleito con un resultado justo y holgado.

San Antonio: Martín Ortiz (5); Facundo Di Carlo (5) (más tarde Leo Cairo), José Romero (5), Jorge Galeano (-) (reemplazado por Tomás Nievas 5) y Jorge Chara (5); Jonatán Gauna (5) (luego Juan Oscariz 6), Juan Fagnani (5) (después Leo Domancich 6), Francisco Simionatto (6) y Pedro Cairo (6); Luis Ramírez (6) y Agustín Saulino (-) (sustituido por Diego Pollier 6). DT: Enzo Canali.

Robles: Adrián Hund (6); Ignacio Cossini (5) (reemplazado por Julián Zarza 6), Matías Castaño (6) y Matías Cerisola (6); Emanuel Perea (7), Eduardo Sánchez (6) (posteriormente Iván Raía), Santiago Cerisola (7), Elias Ferreira (6) (luego Andrés González) y Juan Vallejo (8) (más tarde Matías Vidal); Joel Machuca (7) (después Lautaro Braggio) y Antonio Sosa (8). DT: Cristian Furio.

Goles: 20’ y 87’ Sosa (R), 44’ Perea (R), 46’ Pollier (SA) y 51’ Machuca (R).

Juez: Javier Mihura.

Público: 120 personas.

La figura: Antonio Sosa (8) de Robles.

Un comentario en «Robles le ganó 4 a 1 a San Antonio»
  1. Eduardo Sánchez tiene un nivel superior para estos torneos… Le sobra calidad… Como periodista lo sigo desde la liga de Escobar… Muy buen refuerzo para Robles!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.