Luis Lupini habló con Días de Areco sobre las obras prevista en la cuenca del Río Areco que estarán en marcha de manera simultánea durante 2023.

A lo largo de la conversación, Lupini, que integra el equipo de trabajo del Senador Francisco Durañona, comentó algunos detalles sobra la obra de la autovía 41, en el tramo Areco – Giles, que incluye la construcción de un nuevo puente sobre el Río Areco y que fue adjudicada a la empresa JCR por un monto de 6 mil millones de pesos.

El paquete de obras hidráulicas contiene, además del puente de la 41, la reanudación del ensanche de las costas aguas abajo y el aliviador del puente Norberto de la Riestra, en la ex ruta nacional 8.

¿La obra de duplicación de calzada o autovía de ruta provincial 41 incluye la construcción de un puente nuevo sobre el Río Areco?

“Es una obra vial que incluye otros componentes hidráulicos. El más importante de todos ellos es el puente sobre el Río Areco. Después, obviamente que en todo el trayecto hay otros puentes sobre los arroyitos que se encuentran entre San Andrés de Giles y San Antonio de Areco y tenemos otro grande que es el del ferrocarril, al que le llamamos normalmente como el puente de Vagues.  Ese puente, tal como está, desaparece y se construye uno nuevo con características ferroviales”.

¿El que se construye sobre el río es el más importante?

“Es el más importante de todos por las dos características que te mencioné recién, por la cuestión vial y por la hídrica, que es fundamental para nuestro distrito. Todos sabemos que la gestión de esta obra de la duplicación de la calzada de ruta 41 viene de larga data pero que finalmente se licitó y se adjudicó por un monto total de más de 6 mil millones de pesos. La empresa adjudicataria se llama JCR, que es muy conocida en el rubro vial, hasta hace poco estuvo trabajando en uno de los tramos de la autovía 8 y próximamente va a arrancar la obra por el puente que está sobre el Río Areco, cuyo proyecto ejecutivo ya está terminado”.

¿Qué características tiene este nuevo puente de la 41?

“El que está desaparece y se construyen dos nuevos puentes de un largo aproximado de 175 metros, lo que garantiza un escurrimiento de aguas importantísimo. La empresa ya se está terminando de instalar en las cercanías de San Andrés de Giles pero también va a montar un pequeño campamento en las proximidades del río que le permita hacer el abastecimiento y la logística que va a necesitar la construcción de dichos puentes. Esto es interesante porque se van a empezar a desarrollar otras obras hidráulicas como es la de ensanche del cauce aguas abajo, que estuvimos destrabando en la Fiscalía de Estado, y la construcción de un aliviador en el puente Norberto de la Riestra, en la ex ruta 8, que financia Vialidad de la provincia de Buenos Aires”.

De acuerdo a la planificación que usted menciona, en 2023 habrá varias obras hidráulicas en marcha de manera simultánea…

“La obra en el puente de la ruta 41 tiene una importancia superlativa porque todos los que estudiamos el tema hídrico sabemos que resulta un tapón que en parte se mejoró con el aliviador que se construyó en 2015, pero que no fue la solución definitiva. Este nuevo puente sí va a ser un muy buen paliativo para una situación que sabemos que nos va a acompañar por siempre. Es un puente moderno, parecido en sus características constructivas y en las dimensiones al de la variante de la autovía 8, que facilita el escurrimiento del agua. Creo que estas tres obras se van a desarrollar durante 2023 porque los trabajos en ruta 41 van a empezar en noviembre y el puente de ruta 8 está en proceso de licitación por lo tanto recién estará en marcha en los primeros meses del año que viene. Con esto despejamos algunas dudas que se plantearon porque primero arranca la obra del puente de la 41 y después el de la ruta 8”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.