El doctor Jorge Zárate conversó con Días de Areco sobre la situación que están viviendo los trabajadores de salud del municipio que llevan adelante un plan de lucha en reclamo de mejoras de salario.

La medida de fuerza mantiene una alta adhesión en todo el sistema de salud municipal, incluidas las Unidades Sanitarias de Duggan y Villa Lía, pero también se suman al paro empleados de otros sectores de la administración: cultura, turismo, empleo, cómputos, archivo, auxiliares de educación y arbolado público.

Los manifestantes mantienen como punto de concentración la esquina de Lavalle y Alsina, donde instalaron una carpa desde el 3 de agosto y una olla popular. Cada mañana, varios de ellos marchan por las calles del centro comercial de la ciudad para hacer visible su situación.

Ante este panorama, el médico, que atiende en la guardia del hospital, manifestó que esta es una situación indigna y que con el hambre de la gente no se juega.

Zárate, que hace 30 años que presta servicios en el hospital municipal, dijo que las autoridades deberían darle una respuesta urgente al pedido de los trabajadores.

¿Por qué se acercó hasta la carpa que está en la esquina del Hospital Zerboni?

“Me arrimo a mis compañeras de trabajo para enterarme cuál es la situación que están padeciendo porque están viviendo una situación muy injusta. Ya de por sí el salario está por debajo de la canasta familiar y estos retrasos en las negociaciones agravan las cosas. Uno tiene la sensación de que no hay voluntad, pero con el hambre de la gente no se juega.”

¿Qué opina de la medida de fuerza que están llevando adelante los trabajadores de salud?

“Esta es una situación muy dolorosa porque son compañeros, hay gente que hace años que conozco, que se desempeña en su trabajo con tanta vocación y que hoy tengan que vivir así, con esta necesidad de tener que recortar los alimentos es una de las cosas peores que puede padecer un trabajador y más el que se dedica a la salud. La palabra que voy a decir es fea, pero con la salud no se jode y tampoco se negocia con el hambre de la gente. Lo primero que hay que hacer es que la gente no pase hambre. Acá nadie está pidiendo nada que sea para cuestiones suntuarias ni nada por el estilo. El asunto principal es mejorar estas condiciones salariales”.

¿Cuánto hace que trabaja en el hospital?

“Este año voy a cumplir 30 trabajando en el Hospital Zerboni y he vivido muchas situaciones similares a esta pero la situación del país en sí era distinta, con muchas más dificultades que las de hoy, entonces con un poco de buena voluntad podemos repartir un poco mejor la torta.”

¿En qué sector del hospital trabaja?

“En estos momentos estoy dedicado a la atención en la guardia, aunque durante un tiempo estuve ausente, pero volví desde hace algunos pocos meses. Por eso me arrimé a la esquina del hospital para ver lo que pasaba y siento una profunda indignación porque muchos de estos trabajadores son como mi familia. Verlos cómo están me da un poquito de bronca sobre todo si imagino que no existe la voluntad para hacer la recomposición salarial que están reclamando y que se necesita. Esta es una urgencia y las autoridades deberían ocuparse inmediatamente para que la gente se vaya con una respuesta mejor porque esta situación es indigna”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.